sábado, febrero 27, 2021
Inicio Opinión Lo más difícil se viene con una segunda ola de contagios

Lo más difícil se viene con una segunda ola de contagios

Verónica Herrera Flores

Ingeniera en Gestión Turística y Medio Ambiente. Máster en Intervención Social en las Sociedades del Conocimiento. Especialista en Turismo

En las últimas semanas escuchamos noticias del aumento de los casos de covid-19 en el Ecuador y también las críticas por permitir la libre movilidad de los ciudadanos durante los pasados dos feriados como los culpables del incremento de casos.

Y es cuando me pregunto ¿de quién es la culpa?

Primero, tomemos en cuenta que volver a cuarentena significaría tener pérdidas millonarias en todos los sectores productivos del Ecuador y que, como dicen “El palo no está para cucharas”, otro encierro terminaría por quebrar al Ecuador debido a su frágil economía actual.

Retomando el tema del feriado, entre el 02 y 03 de noviembre el gasto total por concepto de turismo fue de $ 39 millones según datos preliminares del Ministerio de Turismo. Esto significa que al menos ya hay una redistribución de divisas generada por turismo interno y que poco a poco los ecuatorianos estamos volviendo a viajar. Es muy positivo que el sector turístico se reactive, pero debemos tener en cuenta la corresponsabilidad de los turistas y empresarios al momento de mantener las medidas de bioseguridad.

Mientras escucho noticias de que Japón ha salido de la crisis sanitaria porque su cultura piensa en el nosotros, en la comunidad, antes que en el “yo”; veo videos de gente aglomerada sin observar las medidas de bioseguridad mínimas en varias ciudades del país durante este feriado, gente que debe tener familia en casa y que prima el momento de la diversión antes que su salud. Varios restaurantes que no mantienen la distancia entre mesas y comensales que no les importa si el lugar está a reventar.

Y es probable que muchos de nosotros estemos pensando en el yo necesito salir, yo quiero bailar, yo quiero divertirme, pero dejamos de pensar en nuestras familias, en nuestros ancianos, en nuestra comunidad y en evitar ser YO el vector de contagio de este virus, que se quedará por mucho tiempo entre nosotros.

Por lo tanto, turistas y empresarios, tomemos conciencia de cuál es nuestro papel para detener el virus. No es tan difícil mantener la mascarilla mientras estoy con amigos, no es tan complicado observar el aforo, lo más difícil se viene con una segunda ola de contagios. (O)

- Advertisment -

LO MÁS LEÍDO

Viceministro de salud, Xavier Solórzano, también renuncia a su cargo

El viceministro de Salud, Xavier Solórzano, también presentó su renuncia a su cargo, de forma irrevocable, en...

La cultura también está desmantelada

No hay sector público de la economía, la educación, la salud o la cultura que no haya...

CNE solo revisará 31 actas de las más de 27 mil objetadas por Pachakutik

El Pleno del Consejo Nacional Electoral (CNE) decidió que solo 31 actas tienen inconsistencias numéricas por lo...

Olmedo habilitó a 18 jugadores para la segunda fecha de la Liga Pro

El presidente de la Liga Pro, Miguel Ángel Loor, señaló a través de Twitter que Olmedo habilitó...